Proyecto de iluminación

En Baula Ingenieros realizamos estudios de iluminación. A partir de las necesidades de cada cliente se estudiará el caso para ofrecer la mejor solución posible, y así obtener un  nivel de iluminación suficiente y bien distribuido. También se puede realizar una simulación en 3D de cómo quedará el local con la solución propuesta. Vamos a verlo mejor con un ejemplo.

La siguiente imagen es una fotografía real de nuestra sala de reuniones. A partir de fotografías y de las medidas que tomamos del local hacemos un modelo en 3D del local.

Fotografía de la sala

Una vez tenemos modelo del local pasamos a diseñar la iluminación, eligiendo el tipo de luminaria según las preferencias del cliente (focos empotrados, pendulares, proyectores, etc), el número de puntos de luz y su distribución. En todo momento se tiene en cuenta la potencia y la temperatura de color de las lámparas, así como la distribución del haz de luz de las luminarias.

Modelo de la sala

Una vez que se tienen las luminarias distribuidas se pasa a realizar la simulación. En nuestro caso hemos utilizado un downlight entre las vigas y se han instalado dos proyectores hacia el techo. En la siguiente imagen vemos el resultado final, una simulación en 3D de cómo quedaría la solución propuesta.

Resultado de la simulación

A parte de ver cómo queda estéticamente, la simulación nos sirve para saber cuánta luz recibe cada superficie (como nos muestra la siguiente imagen) y decidir si el diseño es adecuado para las necesidades del cliente. En caso de no obtener un resultado satisfactorio o del agrado del cliente, se cambiarán las luminarias y/o su distribución hasta dar con una solución óptima.

Resultado Iluminación falsos colores

Por último, no hay que olvidar el consumo de la instalación. En el estudio de iluminación se incluirá el gasto que producirán las lámparas según el tiempo previsto de uso.